Seguinos en nuestras redes

Retro

Los campeones de 1960 y 1963

Esta semana de noviembre trae varios recuerdos de títulos históricos del Rey de Copas, entre ellos los obtenidos a principios de los 60: los campeonatos de Primera División de 1960 y 1963.

A continuación, un repaso de estos grandes logros, previos a las primeras copas.

Independiente tuvo en 1960 la incorporación de 3 jugadores uruguayos importantes: Rolan, Silveira y Douksas; en una temporada que tanto River como Boca se llenaron de figuras extranjeras, pretendiendo brindar “fútbol espectáculo” en un campeonato en el que defraudarían.

El Rojo cortaría con una sequía de 12 años sin títulos, sufriendo hasta el final, ya que se consagró en la última fecha pese a caer derrotado 1-0 en cancha de Atlanta, favorecido por la derrota de Argentinos Juniors (tenía 2 puntos menos y cayó 4-1 ante Racing), equipo con el que peleó el torneo hasta el final.

El equipo dirigido por la dupla Sbarra – Stábile salió campeón el 27 de noviembre de 1960, formando con: Toriani; Ferreiro, Navarro, Silveira y Rolan; Douksas, Maldonado y D´Ascenzo; Garro, W. Jiménez y R. Giménez.

El campeonato de 1963 no fue menos sufrido, en esta oportunidad Independiente se disputaría el título con River Plate, equipo que perdería una cantidad importante de puntos en las fechas finales, posibilitando que los rojos lo alcanzaran en la antepenúltima jornada, tras derrotarlo por 2 a 1 en la Doble Visera. Como en la anteúltima fecha el Rojo logró imponerse 3 a 0 sobre Argentinos Juniors mientras River caía de local ante Boca, Independiente pasó a tener medio título en el bolsillo. Con el primer puesto asegurado, de solo empatar ya era campeón.

Pero en la fecha final recibía en la Visera a San Lorenzo, que jugaría incentivado por los Millonarios y comenzaría ganando; sin embargo, los rojos darían vuelta el encuentro al mismo tiempo que empezaba la bronca de los visitantes con el árbitro permisivo. Con varios lesionados el partido se desvirtuaría y culminaría con los jugadores de San Lorenzo dejándose marcar goles, hasta llegar al resultado insólito de 9 a 1 que arruinó la fiesta.

El técnico del campeón fue Manuel Giúdice y el día de la consagración salieron a la cancha: Toriani; Navarro, Rolan; Ferreiro, Paflik, Maldonado; Bernao, Mura, J.Vazquez, M.Rodriguez y Savoy.

Se estaba gestando un gran equipo copero que tenía pierna fuerte y templada + fútbol. Con el último campeonato surgió el histórico saludo con los brazos en alto, en repudio al periodismo, el mismo lo acompañaría a lo largo de la Copa Libertadores de América de 1964, el primer título de un equipo argentino, repitiendo al año siguiente para alcanzar en cantidad de trofeos a Peñarol y Santos de Pelé, víctimas del Rey de Copas. Un equipo de leyenda.

Leé las últimas noticias del Club Atlético Independiente

 

Continuar leyendo
Publicidad
80