Seguinos en nuestras redes

Columna de Opinion

Soldados de la emoción

“Todo cuanto sé con mayor certeza sobre la moral y las obligaciones de los hombres se lo debo al fútbol” Albert Camus

Soldados de la emoción

Aaaatennciooonnn. Fue domingo, y jugó el Rojo. Eso ya es noticia (que perdió no). Pero no se pudo ir. El toque de queda fue anunciado por el Aprevide, entidad con nombre que suena a pañuelo celeste, y ya sabemos que ese color no simpatiza con nuestro Rojo pasión.

Bien al Sur del globo terráqueo, en un agrietado país llamado Argentina, hoy se le impide el acceso y se desaloja de su casa a los Socios de un Club, principalmente de Fútbol, pero Social, Deportivo y Educativo para una porción de tierra llamada Avellaneda y alrededores. La Asociación Civil que lleva 50 años siendo la máxima galardonada del Continente sudamericano, la que le ganó al Liverpool, al Real Madrid, a la Juventus, al Santos de Pelé, la que hizo historia en las décadas del ’70 y ’80 -principalmente, pero ya venía de antes-, la que cuenta con una larga lista de hazañas por el mundo, imposibilita a sus Socios de asistir al encuentro.

Esa dicotomía de estar pero no, tan comprendida por el migrante, se le refleja a cada alma roja que no pudo ir a ver a su equipo a la cancha. Normalizada la ausencia por una Pandemia mundial, la no asistencia al espectáculo que sostienen los Hinchas es un antes y un después en esta anormalidad televisiva que aún se llama Fútbol.

Desde que fui por primera vez a un Estadio, en 1985, comprendí lo que ese espacio representaba. La abstracción denominada Sociedad se hace presente en un lugar reducido que simboliza todo lo que encarna un ser humano al vivir. Unos contra otros, mi bando, alineación, alienación, sometimiento, alegrías y tristezas, acatamientos y rebeldías, grupos bien marcados, roles asignados, aventura de la indagación de la cruzada que implica ir a enfrentar a esos giles contra los nuestros que son todos re piolas, excepto esos de allá que no sabés…

Día de partido. Día especial.

Cala hondo esa idea de pertenencia y se consolida el ser social. Social en el sentido de encontrarse en determinado momento a compartir algo con otros pares que también disfrutan de ello, y nos conducen a sus usos y costumbres para educarnos en sus antagonismos y máximas que los definen, para que nosotros exploremos en lo de cada cual y así trazar una composición propia, que nos define también como personas ante ellos, y ante uno mismo.

El ser Hincha se produce para la ocasión. Saca sus entradas a tiempo, se predispone a ir al evento que lo convoca. Se viste acorde la ocasión. Se calza el uniforme reglamentario. Lleva su material de guerra, sus banderas, gorros, papeles… Ayer se nos impidió “aguantar los trapos”. Se limitó la expresión.

“Es que esa manga de putos…”. Definición de pertenencia adorada. La homosexualidad, la autoridad policial, y hoy día la dirigencia, son todos los causantes de los males de su equipo, y cada hincha sabe a la perfección qué se debe hacer para resolver los problemas que aquejan a su Club hace años. Todo Hincha tiene un Plan Salvataje.

El Hincha es el Soldado. Que guiado por la emoción que le produce lo que ve, incentiva a sus jugadores a ir al frente y llevarse puesto al equipo rival. Una tropa, que adquirió conducción paga en los barras debido al flor de negocio que es el Fútbol, que se espera que siga guiada por el sentimiento y la pasión por los colores, al menos.

El Hincha genuino es un emblema, un estandarte, digno de admiración en estos tiempos de Sociedad líquida y cambiante. Está, apoya, acompaña, defiende lo suyo. La existencia de una Familia roja es precisa y certera. Se activa cuando ocurre algo que no nos agrada y se relaja en los festejos.

Cuestión que el día del partido uno se encuentra con sus compañeros de aguante, en una esquina, en un kiosco, en la parada de siempre, y avanza en caravana a pregonar y aletear las plumas de alentador serial ante la popular. Casi que el hincha se cree que se gana debido a su apoyo.

El cancionero popular es el adoctrinamiento producto de la repetición. Un mantra sagrado que se hace cíclico, elevando la intensidad para que los que juegan entiendan.

Los jugadores son las vedettes de este show, que se mediatiza como el almíbar se escurre en un postre, y el hincha es el que soporta con su aporte a la base de esta pirámide social que es el Fútbol.

¿Esta camiseta manga y lompa blanco de vuelta? ¿Cuándo cambiará algo para adelante? ¿Desde cuándo todo estancado funciona mejor? Este miércoles veremos si algo cambia. Toca que la Junta Electoral se pronuncie tras tediosos siete meses de urnas cerradas.

Este Cosmos Rojo está alterado, convulsionado, irritado, pero aún estamos en el debate de si es el último círculo del Infierno del Dante, el Fuenteovejuna del siglo dorado español, o apenas un chiste malo de un Azzaro de turno.

El activismo es efectivo cuando su acto provoca un cambio. Revolución lo llaman algunos operadores. Movimiento lo bautizó el peronismo. Convención le dicen los radicales. Pero es que algunos se ofuscan cuando la política nacional toca la realidad del Club. La política está en cada acto que se lleve a cabo por un ser humano. Si nos gusta que eso pase no debería entrar dentro del tema de discusión. La Sociedad se impone. ¿Triunfa el más fuerte? ¿El más idóneo? ¿El más garca? ¿El que más entiende a la gente? ¿O el que hace las cosas como se debería?

Soldado que se retira a tiempo, sirve para otra batalla, dicen.

A no olvidársele a las almitas egoicas y las agrupaciones ocasionales que todo esto es para levantar y conservar al Club. Una Asociación Civil por la eternidad de los días, porque así lo dice su Estatuto Social, fuera de las garras de la usurpación o la quiebra.

Ayer y el viernes al Hincha le cerraron la puerta de su casa en la cara. Lo que es peor, le tiraron y lo detuvieron para desalojarlo y amedrentarlo. Ahora los Soldados de la emoción se encuentran recuperándose, reponiendo energías.

Toca esperar. Igual, en este Club sabemos mejor que nadie que la última palabra siempre la tiene el Diablo.

Por Maximiliano Galin
Suscribite a nuestro canal de Youtube 

Leé las últimas noticias del Club Atlético Independiente

 

Continuar leyendo
Publicidad
80